¿Repasar? Será la clave para asimilar y dominar un nuevo idioma


Quizás te parezca que no eres bueno aprendiendo idiomas porque siempre has necesitado demasiado esfuerzo para memorizar un vocabulario nuevo que, a la postre, has olvidado justo en el momento en el que realmente lo necesitabas. Quizás te sentiste desilusionado porque tus horas de estudio y sacrificio en el estudio de la gramática no fueron recompensadas con una mejora de tu nivel, sino que, al contrario, lo que aprendiste cayó inevitablemente al tenebroso pozo del olvido. Si es este tu caso sigue leyendo, es posible que te podamos ayudar.

Seguramente pensaste que con estudiar el vocabulario y la gramática una sola vez ya lo tenías todo hecho. Lamentablemente nuestro cerebro no funciona así. Lo que realmente hiciste fue transmitir nuevos datos a tu “memoria a corto plazo”, lo cual es el primer paso para adquirir conocimiento, pero no supiste dar el último y definitivo salto, es decir, transmitirlos a la “memoria a largo plazo”. Quizás te preguntes: ¿Y cómo se realiza esa transmisión de información dentro del cerebro? Muy fácil, simplemente hay que repasar cada cierto tiempo lo que ya has aprendido hasta conseguir que tu cerebro internalice el nuevo conocimiento.

El repaso es la clave para asimilar y dominar un nuevo idioma. Estudiar la noche anterior a tu examen de inglés te ayudará a aprobar y conseguir un título, pero no habrás aprendido gran cosa puesto que sin repaso tarde o temprano vas a perder ese nuevo conocimiento. Así que ya lo sabes, primero estudia el vocabulario y la gramática que necesites, al día siguiente vuelve a repasar lo mismo. Luego encuentra alguna forma de poner en práctica lo aprendido. Puedes escuchar un audio donde repitan las palabras nuevas que estudiaste, o encuentra a alguien con quien conversar en inglés e intenta utilizar aquellas palabras que todavía están frescas en tu cerebro. A la semana siguiente vuelve a repasarlo todo, sigue escuchando los audios y sigue practicando. Por último, vuelve a repasarlo todo pasado un mes. Será entonces cuando hayas internalizado la gran mayoría del vocabulario y la gramática que te propusiste aprender, será entonces cuando podrás decir con orgullo: “soy un crack para los idiomas”. 

2 comentarios

Muy buen dato, esto lo pudo utilizar no solo para perfeccionar el aprendizaje del idioma, sino para cualquier otra área de estudio.. muchas gracias!

Gracias por comentar y repasar para aprender un idioma o cualquier dato es clave para todo, saludos


EmoticonEmoticon